Jorge Ávalos: “Te escuchamos, Nicaragua” (opinión)

Reacciones de escritores nicaragüenses a la situación de resistencia civil y de violencia represiva en Nicaragua.

Jorge Ávalos
La Zebra | #28 | Abril 20, 2018

Esta nota solidaria no es una noticia más sobre los recientes sucesos en Nicaragua, las protestas de los jóvenes o la violenta represión del Gobierno que ha dejado cuatro muertos, cuatro voces apagadas, cuatro vidas arrancadas para proteger a un régimen insólito en nuestros tiempos que demandan humanidad y justicia en libertad y democracia: el de una pareja que ha usurpado el poder y han hecho de Nicaragua un feudo surreal y anacrónico. Lo que intentamos hacer con esta nota es escuchar en las voces de los escritores de nuestro país hermano —tal y como se han expresado en las redes sociales— algunas de sus reacciones, emotivas y certeras, lacerantes pero esperanzadoras. Hay en estas voces la responsabilidad por la verdad en tiempos de dolor, y por la conciencia de las palabras como armas de resistencia.

Comenzamos con una declaración de la poeta Madeline Mendieta que nos deja mudos, pero alertas y comprometidos a seguir escuchando, a seguir escribiendo y a seguir exigiendo la verdad y la justicia:

La poeta y novelista Gioconda Belli nos recuerda que el “sandinismo” retorcido del presidente Daniel Ortega no es el mismo que tiene su raíz en el propio general Sandino, libertador preclaro de América:

Un cuentista, genio de la síntesis, Alberto Sánchez Argüello, nos recuerda, porque necesitamos recordarlo, que esta no es una nueva historia, y que los precedentes históricos reclaman de nosotros un llamado a la justicia:

Esta conmoción histórica ha coincidido con la celebración oficial del gran narrador Sergio Ramírez como Premio Cervantes, quien se tomó el tiempo, desde Madrid, para tomar posición ante los hechos concretos y condenar la respuesta represiva del Gobierno de Daniel Ortega:

La declaración oficial completa de Sergio Ramírez es esta: “Desde Madrid, en donde me encuentro a pocos días de recibir el Premio Cervantes, condeno la violencia y represión contra los manifestantes que espontáneamente están expresando su inconformidad con las recientes reformas a los derechos de seguridad social, así como el ataque a la libertad de expresión contra los medios independientes. No podemos aceptar el embargo de la democracia y la paz que tanto nos ha costado en Nicaragua.”

El escritor Ulises Huete emitió esta declaración a través de Facebook: “La dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo ha asesinado a cuatro jóvenes nicaragüenses. La salida del poder de los Ortega-Murillo y sus asesinos y corruptos debe ser inmediata. Los autores intelectuales y materiales de esas muertes deben ser procesados en los tribunales. El pueblo de Nicaragua es trabajador y pacífico y esta dictadura ha venido a quitarnos la paz y a violentarnos.”

Regresamos a Madeline Mendieta para cerrar con estas emotivas palabras que publicó en su cuenta de Facebook:

“Sólo veo odio, en sus minúsculas pupilas, un ancestral odio. El mismo odio que engendraron contra Somoza, contra la guardia, contra la burguesía, contra el imperialismo. El mismo odio que nos enseñaba que una bala más una bala era la revolución. El odio encarnado en las uñas arrancadas por la guardia de un culatazo. En la ropa humedecida de las campesinas violadas por los uniformes verdes. Ese odio que sentí punzando en mi estómago, cuando las boletas a mis hermanos les indicaban que estaban aptos para la guerra. La guerra que sigue latente en nuestra venas, una batalla enfurecida contra la injusticia y la impotencia. Pero el amor puede más que el odio. Su quejumbrosa voz, comprimida de odio ya no endulza los ingenuos oídos de los jóvenes en las ‘gradas’. Porque esta juventud es otra y su pudor y rabia son otras. No podemos engañarlos que si viene el diablo blanco, les come la patica… ellos no se alimentan de odio. Ese odio disfrazado de amor cristiano no cabe en sus principios.

Sólo veo odio, en la saña y el fervor de defender una farsa. En la garra que oprime la boca de quienes alzan la voz para gritar su descontento. Es odio puro y duro que ocultan bajo coloridas camisas y árboles iluminados, sin vida. El vivo odio que si no brincabas eras ‘contra’, si no vas a la rotonda sos ‘contra’, sino aplaudís sos ‘contra’.

Sólo veo odio, en los que empujan a un anciano, vapulean la dignidad de las familias y utilizan la amenaza a diestra y siniestra. Ese odio, esos golpes, engendrados por su desmedida ira, no silenciará las voces de ese Garcín, que detonará un gran vuelo que liberarán un hermoso pájaro azul.

A nuestros hermanos de Centroamérica los invitamos a estar alertas, a seguir las noticias y a tomar acción solidaria por Nicaragua, por sus jóvenes valientes, por el futuro de sus viejos, y por un pueblo que merece libertad y justicia.

 

La fotografía fue tomada el 20 de abril de 2018 en Managua, por Eddy López para La Prensa de Nicaragua.